Páginas

sábado, 25 de septiembre de 2010

Bombones de bacon a la pimienta negra con crocanti de almendras

Sorprendente. Y aunque sabíamos que el chocolate le queda bien a las carnes y que nuestras abuelas lo usaban para ligar algunas salsas, no lo habíamos probado más allá de las recetas de caza, concretamente en platos de perdiz y de venado. No obstante, tanto al bacon como al jamón les va de vicio. Los picantes combinan muy bien con el chocolate. Y de la almendra no es necesario comentar nada. Pues ahí va, un poco de todo. Y el nombre de la receta da como una prestancia...

Bombones de bacon con crocanti de almendras.

Ingredientes: 
  • 200 g. de chocolate tipo postres
  • Mantequilla (opcional)
  • 4 lonchas de bacon
  • 1 puñadito de almendras peladas
  • 2 cucharadas de azúcar
  • Molinillo de pimienta negra
Coste: 3 €
Dificultad: Pero... ¡por favor!

PREPARACION
Quítale la piel al bacon. Espolvoréalo con pimienta negra molida a tu gusto. Cocínalo en el microondas como en esta receta. Funde 1/3 del chocolate en el microondas en varios períodos de 1 minuto y revolviendo bien entre períodos para que quede bien líquido. Llena 1/3 de la capacidad de cada molde con el chocolate y ponlo a enfriar en la nevera. Existen moldes para bombones hechos en silicona (0,70 € en un bazar), aunque puedes usar cubiteras o moldes de galleta, ambos en silicona.

Tritura el bacon con el accesorio picador de la batidora hasta que alcance una textura muy, muy fina, de tamaño similar a la sal de grano medio. Funde el resto del chocolate y mezcla con el crocanti de almendras y el bacon. Completa el llenado de los moldes y utilizando una lengua o espátula de silicona, enrasa de manera que el chocolate quede liso. sin sobresalir de los receptáculos del molde. Mete en la nevera y en una hora estará listo. Sácalo del frigorífico 15m. antes de servir. 

Nota: Si el chocolate es muy fuerte o prefieres que esté más blando una vez solidificado, añade un poco de mantequila cuando vayas a fundirlo.

Receta del crocanti de almendras: pon las almendras peladas sobre un papel de aluminio. Haz un caramelo calentando en un cazo  el azúcar y un par de cucharadas de agua. Vigila el fuego con cuidado de que no se queme. Estará listo cuando tenga color caramelo clarito. Si dejas que se ponga negro amargará y ya no nos servirá. Vierte el caramelo sobre las almendras y deja que se solidifique. Tritura a tu gusto con el accesorio picador de la batidora.

No hay comentarios:

Publicar un comentario